DIARIO LIBRE/ MASSIEL BECO. En medio del debate por la inclusión de tres excepciones para despenalizar el aborto en el Código Penal, este sábado 27 de marzo se celebra la Caravana Celeste por la Vida, convocada por diferentes organizaciones que se oponen a la interrupción del embarazo.

Personas a bordo de yipetas, carros y motores, con banderas, camisetas y pañuelos color celestes, portan pancartas con mensajes como: “Salvemos las dos Vidas” y “Déjalo Nacer RD” durante el recorrido que se inició, a las 9:00 de la mañana, en el Estadio Quisqueya y se ha extendido por diferentes avenidas del Distrito Nacional.

La meta final de la caravana es el Congreso Nacional, donde se debate la inclusión de las causales en el Código Penal.

De ser incluidas, las causales permitirían el aborto cuando la madre corra peligro de muerte, cuando el feto padezca malformaciones incompatibles con la vida y cuando el embarazo sea producto de violación o incesto.

Por el contrario, el aborto sería castigado con penas de 1 o 2 años de prisión para quienes se lo practiquen y 2 o 3 años para quienes asistan el proceso.

César Curiel, organizador del evento y representante de la fundación Matrimonio Feliz, dice que desde hace años insisten en la penalización total del aborto.

Curiel afirma que la batalla la han ganado seis veces en el Congreso Nacional y asegura que esta será la séptima.

También recuerda que en el 2014 fueron incluidas las tres causales y desde la fundación Matrimonio Feliz interpusieron un recurso de inconstitucionalidad ante el Tribunal Constitucional que terminó rechazándolas.

Además del Código Penal, las causales podrían ser permitidas por otros medios. En la Cámara de Diputados, una comisión especial presidida por el diputado Héctor Féliz estudia un proyecto de ley que despenalizaría las causales.

Asimismo, el pasado miércoles 17 de marzo, el Senado envió a la Comisión de Justicia y Derechos Humanos el proyecto de ley de referendo, que permitiría someter las causales a una consulta popular.

Según Curiel, ambas opciones carecen de sustento, debido a que desde la reforma de 2010, la Constitución Dominicana establece el derecho a la vida desde la concepción hasta la muerte, en su artículo 37.

“En el artículo 37 dice que la vida hay que respetarla y ese es el primer derecho, a partir de ahí es que vienen todos los otros”, afirma Curiel.

El activista provida también rechaza la noción de que los reclamos de la caravana se sustenten en la iglesia y no en la ciencia, que ha determinado que la vida comienza en la concepción.

Curiel advierte que el reclamo por las tres causales se trata de un “caramelito” a partir del cual se busca la aprobación del aborto libre.