Ygnacio Pascual Camacho Hidalgo, el recién electo juez presidente del Tribunal Superior Electoral (TSE), antes de emitir una decisión, espera consensuarla con sus demás compañeros de la Alta Corte.

El veterano magistrado de más de 20 años en los tribunales no quiso abundar mucho con los periodistas, debido a que considera que cualquier veredicto debe dialogarlo con los demás integrantes del TSE.

Espero que nos podamos juntar entre los cinco, porque yo no puedo hablar por sí solo. Cuando yo hable, hablaré en nombre del quórum total, que somos cinco, más los que nos acompañarán cuando no estemos”, sostuvo Camacho Hidalgo, quien tendrá como sustituto a Juan Cuevas.

Manifestó que lo lógico es que lo que vayamos a presentar a la sociedad como proyecciones sea en consenso con todos los jueces, “porque no son mías las acciones que vayamos hacer, sino de todos los que formamos parte del Tribunal”.