El Ministerio de Educación (Minerd) anunció la semana pasada el plan de regreso a clases semipresenciales, el cual iniciaría en el próximo 6 de abril. No obstante, todavía a nivel nacional hay unas 600 escuelas sin energía eléctrica, y más de tres mil sin conexión a Internet.

Ante este panorama, el ministro de Educación, Roberto Fulcar, dio garantías de que la institución trabaja aceleradamente para resolver la situación y que todas las escuelas tengan las condiciones necesarias para el regreso a las aulas.

Explicó que al tomar el mando de la entidad, en agosto del 2020, encontró unos dos mil planteles sin energía eléctrica, y lo han ido resolviendo a través de acuerdos con la Unidad de Electrificación Rural, y con las EDES (Edesur, Edenorte y Edeeste).

Sobre la conexión a Internet, el funcionario explicó que también tienen acuerdos de colaboración con las compañías suplidoras de ese servicio.

“Tenemos un agresivo programa de compra de Internet local a las suplidoras de Internet con ahorros que nos hemos hecho de los recursos de la descentralización que se les entrega a las regionales, a los distritos y a los centros educativos. Con ese ahorro estamos comprando Internet localmente. Digamos que en un distrito escolar, la dirección se acerca a las suplidora de Internet y le compra para las escuelas de ese distrito. Ahí vamos avanzando aceleradamente”, indicó Fulcar.

Aclaró que todavía queda una buena cantidad de centros educativos que todavía no tienen Internet, pues encontró un 60 por ciento de todas las escuelas que no contaban con ese servicio, pero que han ido reduciendo ese número.

Expresó que el Minerd aspira a resolver la situación del Internet antes de terminar este año escolar